Acta de la Comisión de Análisis de 15 de Julio de 2011

15 de Julio de 2011

Acta de la Comisión de Análisis

 Fecha: Reunidos el día 15 de julio de 2011

Hora: 19:30

Lugar: en Plaza de Pontejos

Final de la reunión: 22:30 aprox.

Asistentes: 10 miembros

Puntos propuestos:

0 – Introducción a nuevos miembros.

1 – Debate sobre los nuevos esquemas de organización del 15M

2 – Temas administrativos.

3 – Repaso de tareas

1 – Debate sobre los nuevos esquemas de organización del 15M

Tras una breve introducción acerca de lo acontecido, tanto en las últimas asambleas extraordinarias relativas a este tema como en la última Asamblea General, se produjo un intercambio de distintas impresiones personales. La información más destacable es la convocatoria del 9 de septiembre, en Sol, para informar y debatir las distintas propuestas de organización del 15M. Para ello, se ha creado un grupo de trabajo para su difusión, disponible en el N-1, con el nombre de “Difusión de propuestas de estructuras asamblearias y toma de decisiones (15-M Madrid)”.

El debate propiamente dicho duró prácticamente toda la reunión. En él, surgieron numerosas intervenciones:

– Las distintas propuestas conllevan concepciones diferentes del 15M. Por eso, cada una debería acompañarse de este titular: ¿Para qué queremos que sean las asambleas?

– ¿Qué idea hay detrás de cada una de las propuestas? Tal vez, no deberíamos pensar cómo organizarnos, sino como estamos ya organizados. Detectar lo que está funcionando y potenciarlo. Hay una lucha de minorías y mayorías. Sol está atascado. Sin embargo, las acciones que se efectúan tienen más que ver con el trabajo en red, lo que viene a llamarse “lógica del enjambre” en la que alguien plantea una acción y todos los que están de acuerdo se adhieren a ella. Esto tiene más que ver con las formas de vida actuales.

– Ha habido una pérdida de unidad tras el levantamiento de la acampada.

– El 15M es muy heterogéneo, hay varias tendencias, formas de pensar parecidas que se han agrupado en comisiones y/o grupos de presión. La forma de funcionamiento elegida ha sido el asamblearismo, y se ha producido una exigencia del consenso unánime. La práctica de las asambleas ha demostrado la existencia de bloques, y tras la dispersión en barrios, se está produciendo un replanteamiento de la forma de organizarnos, porque a nadie le gusta tal y como estamos.

Las mayores diferencias que veo de fondo en las distintas propuestas son:

1)    Filosofía de que no debemos tener objetivos políticos concretos. La motivación sería más convivencia.

2)    Filosofía que sí quiere estos objetivos. Un ejemplo sería el famosos consenso de mínimos.

La primera defiende que no debe de haber Asamblea General y/o la deslegitima. Las asambleas no sería más que una suma de individualidades, que no tienen pasado ni futuro. No tienen recorrido porque no tienen historia.

La segunda defiende esta asamblea, incluso la quiere potenciar.

– Proponen que no haya Asamblea General, porque perciben que la mayoría es reformista.

– La Asamblea General decide. Se muestra como un sujeto gramatical.

– El consenso unánime tiene como objetivo no dejar a nadie fuera, es algo que nos une a todos. Pero en nuestro caso es imposible, porque no somos un grupo homogéneo. Lo que se da en realidad es una lógica del pacto, un consenso por acuerdos, en los que hay que buscar un mínimo común denominador, sin renunciar a lo que nos diferencia. Esto es, o debería ser, un movimiento político de construcción de sociedad, no uno milenarista de separación de la sociedad, donde se da más la homogeneidad. Necesitamos unos objetivos revolucionarios a corto, medio y largo plazo. De momento es un movimiento reformista, cuyo objetivo es que esta crisis no la paguemos. Por otra parte, hay que dar opción a integrar a los disidentes, y la salida de 4/5 obliga al consenso a estos.

– La idea inicial de las asambleas extraordinarias, en las que se debaten las propuestas y la toma de decisiones, era hacer un dibujo de lo que ya estaba pasando de facto. Si se pierde el dibujo, que es el que da legitimidad al 15M, se pierde el sello 15M. Para ello, se necesita un organigrama sólido. La fuerza está en ese sello. La lógica de enjambre no tiene tal fuerza. No habría tanto motivaciones políticas de fondo como gestos viscerales. Si desde Acción no quieren una asamblea general activa, es para evitar la lógica del poder que pueda pasar como un rodillo por encima de ellos.

– La lógica de enjambre sí tiene un marco, una ficción colectiva, que es la que les une. No tanto un organigrama como un espíritu.

– El 15M tiene una dimensión política general para la población no activista. El 15M es ahora la izquierda real, porque la otra está deslegitimada. La gente ahora, incluso hace llamamientos al 15M, como sucedió con los trabajadores de Clesa. En el movimiento es muy importante la presencia física de los cuerpos. Esto no podría existir sólo con la lógica del enjambre. Algunas propuestas de acción pasan por su asamblea, pero otras no, porque creen que pueden atrancarse allí, como en un lodazal. Entre las asambleas físicas y la lógica del enjambre hay tensión, pero funcionarán las dos en paralelo.

– El tema de la representatividad se resuelve a título individual. Los medios de comunicación se dirigen más a lo que ya está estructurado, por eso DRY es una golosina. El 15M empezó con una lógica de enjambre. Su configuración depende mucho de las herramientas tecnológicas.

– Cuanto más cohesión se produce, más se restringe. De ahí el miedo a la cohesión. La estructura debería ser lo más abierta posible. Mucha gente se ha ido alejando del movimiento porque el propio estilo que tenemos de vida nos empuja a ello. La legitimidad de las asambleas es la que cada uno le quiera dar. Hay que evitar la confrontación, optar por la apertura, no tenemos que comprar el paquete entero que nos propongan. Si nos dan a elegir entre A y C, no hay porqué decidir, sino que de ahí surgirá B, o D o Z…

– Las convocatorias masivas no suelen venir de las asambleas. Por ejemplo, la del 15 de Octubre, fue de DRY. Pero si este movimiento tiene un prestigio de carácter político es por la Asamblea de Sol. Si hubiera un vacío, otros lo cubrirían y marcarían la pauta del movimiento. La lógica de enjambre no produjo movimientos de masas hasta el 15M Se ha construido un enjambre mayor y no hay que disolverlo. Una ola de este calibre, no se produce siempre, y hay que aprovecharla. Si intentáramos producir algo así de nuevo, igual no nos saldría.

– Sol proporciona una autoridad, una garantía, un respaldo… Eso habría que evitarlo, sólo debería servir para poner en común y coordinarnos.

– La Asamblea General es algo que ya tenía un prestigio ganado y está desapareciendo. Hay que recuperar su protagonismo como actor.

– Lo que pasa en Sol es sintomático de lo que pasa en los barrios, la ocupación de espacio era un logro en sí mismo. Para tomar decisiones, a veces hay pocas personas, y si somos muchos, requiere mucho tiempo. Al pasar de lo lúdico al trabajo, se crean frustraciones, desgaste y falta de asistencia. Hay más reflexión que acción, más resistencia que proposiciones. Además, se está dando un proceso de división, de fragmentación de espacios y dinámicas grupales.

–  Estamos unidos porque no hablamos de esencias políticas, sino que hablamos de temas organizativos y de burocracia. No hemos consensuado temas políticos esenciales. Hay un espacio vacío. Tiene que haber una asamblea fuerte, más allá de los barrios.

– Hemos perdidos prejuicios que traíamos. Hay gente de muchas ideologías. Hay un cambio de valores profundos, por ejemplo en el tema de la violencia. Si hay violencia, no es 15M. Pero no hay una fórmula para todos, sino que hay que adaptarse a las necesidades. El referéndum ha tenido mucha oposición, por las formas empleadas, por definirse como 15M sin pasar por la asamblea, etc. Todo el que intente capitalizar lo del 15M sin sus formas puede fracasar.

– La asamblea es un lugar de convivencia.

– Hay que buscar una solución (a la división de propuestas) antes de que esto estalle.

– Si solo se va a los barrios, y allí se fracasa, todo fracasa, por eso hay que tomar otras decisiones. Siempre que analizamos algo, esto ya ha cambiado, o está cambiando. Las acciones lo cambian todo; por ejemplo, la llegada de las marchas el 23J, que será, seguro, muy sorprendente. Mientras tanto, seguimos reflexionando.

– La política es lo que pasa mientras discutimos sobre organización

 

2 – Temas administrativos y 3 -Repaso de tareas

CONSENSOS:

– Abrir un hilo en el N-1 para analizar lógicas subyacentes al método asambleario (Rousseau, Hobbes, marxismo, anarquismo, etc.)

–  Abrir dos páginas del blog: 1) Sobre la asamblea y nuevas propuestas 2) Sobre la Huelga general.

PROPUESTAS:

– A través de InfoSol, Benjamín L. nos propone hacer videoentrevistas.

– Debatir el tema del dinero que necesitan en Coordinación Interna (para los equipos de sonido, etc.)